Cómo sobrevivir a la última semana del mes

¡Hola chic@s!

Ya estamos a finales de mes. Sólo nos queda una semanita para que volvamos a poder ir al super sin hacer cien presupuestos antes y llevar una calculadora porque no nos dá para más la cartera. Si si, sólo una semana, siete días, aproximadamente, claro, eso de que te paguen (tus jefes o tus padres) el día uno no es más que una mentirijilla más de esta sociedad en la que vivimos. Pero estos siete días… buff nos va a costar sobrellevarlos con dignidad. Y mira que nos lo han dicho por activa y por pasiva familiares y amigos: ahorra un poco, no te gastes todo en las primeras semanas… Pero nada, oye, que no les queremos hacer caso. Y es que vemos ese vestido tan bonito en la tienda y nos lo probamos y nos queda también que ya no podemos pensar en otra cosa que en comprarlo. Y no sólo es eso: que si comemos hoy fuera por que no nos da tiempo de ir a casa, que si hay cena de clase/trabajo, que si hoy se sale, que si mañana y pasado también, que si te agobias y necesitas chocolate (y helados, y galletas, y caramelos, y…) para poder seguir adelante y un larguísimo etcétera. Ahora, con casi el 100% de tu presupuesto gastado ya no hay nada que hacerle. Por mucho que intentes reducir gastos y no darte ni un capricho estos días van a ser duros. Peeeero no pasa nada, por que nosotras os traemos unas ideas geniales para que consigáis sobrevivir hasta que os paguen y para que esto no os vuelva a pasar (o por lo menos para que os lo toméis con algo más de humor).

Bueno, pues vamos a empezar. Después de algunas experiencias del tipo “¡Oh my god, estamos aún a día 15 y me quedan sólo 5 euros!”, hemos ido aprendiendo algunos truquillos para que no se nos vaya la mano gastando (ni que decir que no son infalibles y aún seguimos aprendiendo). Esperamos que os ayuden:

Planifica. El día que te paguen no vayas corriendo a gastártelo. Para empezar réstale al total los gastos que tienes todos los meses o que vas a tener ese mes sí o sí: luz, agua, el alquiler, gimnasio etc. A continuación divide tu asignación entre los diferentes posibles gastos: alimentación, ropa, salir… Sé realista, no pongas que te vas a gastar 10 euros en comer cuando sabes que no va a ser así. Una vez hecho este presupuesto, procura ceñirte a él. De esta manera sabrás que llegar a fin de mes es posible.

descarga (1)

Ahorra. Si, exactamente, lo que nos dicen siempre todos. Pero es que, qué le vamos a hacer,  la verdad es que tienen razón…. Si ahorras un poquito todos los meses cuando lleguen las rebajas, o Navidades o encuentres el vestido de tus sueños podrás gastar un poquito más sin acabar arrastrándote para llegar a fin de mes. Fija una cantidad pequeña que no te suponga un gran esfuerzo (sino, acabarás por saltarte el ahorro, créenos) y acostúmbrate a guardarla para el futuro.

Haz la compra con el estómago lleno. Procura haber comido antes de hacer la compra por que si no el hambre hará que compres de más. Haz siempre una lista o planifica mentalmente lo que necesitas y no te dejes llevar por caprichos tontos.

-Marcas blancas. Hasta hace no mucho comprar productos blancos estaba como mal visto. Pero eso noes más que un prejuicio y no tiene por que condicionarnos. Hay muchos productos de marca blanca de muy buena calidad y que podemos adquirir por un precio mucho más bajo que el del mismo producto pero de la marca de moda. Vete probando o visita webs de consumidores dónde puedes ver las opiniones que tiene la gente de cada producto, verás como acabarás por gastar mucho menos que antes

-Compra más y ahorrarás. Normalmente los packs grandes de diferentes alimentos, sean frescos o no, son más baratos en proporción que comprar varios paquetes pequeños. Fíjate siempre en el precio euro/kilo que aparece en el cartelito y elige lo más barato. Aprovecha también las ofertas. Si ves que se te va a estropear, siempre puedes congelar los productos. Vamos, que siempre puedes congelar el pollo que te ha sobrado (mejor crudo) y guardarlo así para más adelante. En Internet encontrarás muchísimas páginas que te indicarán como hacerlo dependiendo del alimento.

-Mejor andando. A no ser que no sea seguro, no puedas por problemas de salud o no tengas tiempo procura ir andando la mayor parte del tiempo. Ahorrarás en gasolina o el billete de bus/metro etc. y además es bueno para tu salud mantenerte activo.

Y si a pesar de haber seguido todos nuestros consejos estás sin cash y aún quedan unos días para que te paguen, aquí tenemos algunos consejillos para casos extremos. Eso sí, no nos hacemos responsables de ninguna de las consecuencias que puedan provocar.

-Vete a ver a esa tía/abuela/etc. que sabes que siempre te dá algo de dinerillo. Si, no está muy bien ir a ver a alguien con el objetivo de que saque la cartera pero oye, tú sólo ibas a hacerle una visita como la maravillosa persona que eres, sólo por el placer de su compañía. Si además te quieren dar algo de dinerito pues no se lo vas a rechazar, no? Quedaría feo.

-Ayuna. Son  muchos los que consideran que hacer ayuno durante un periodo pequeño de tiempo ayuda a depurar el organismo y es beneficioso para la salud. Si no tienes nada en la nevera y tu cartera está en las últimas, ayunar le salvará la vida a tu economía. Y quién dice ayunar dice vivir a base de agua y pasta (o lo que tengas siempre en casa, vamos).

-Consigue que te inviten. ¿Qué vas a tomar algo y te das cuenta de que o pagas la tres cañitas que te acabas de beber o comes el resto de la semana? Pues nada, un “ayy me olvidé la cartera, mañana te lo devuelvo”  y solucionado. Por supuesto mañana será el día en el que por fin te paguen. Mientras tanto, procura evitar a esa persona. Eso sí, no seas rata y devuelve el dinero.

-Acóplate a quién sea. ¿Qué esa chica que iba en tu colegio y se acaba de mudar lleva tres semanas intentando invitarte a comer y tu nunca has aceptado? Ahora es el momento, una buena comida en su casa y ya no tendrás ni que cenar.

-Y bueno, si nada de esto funciona, siempre puedes pedir un préstamo (ja, que te lo van a dar), buscarte otro trabajo (dormir no es imprecindible, ¿no?) o buscar pareja con dinero (adiós ahora si que si a la dignidad…)

Bueno, chiquis. Esperamos que os haya gustado la entrada de hoy y que os hayamos ayudado aunque sea sólo un poquito a llevar mejor vuestros problemillas financieros, por desgracia no todos somos ricos. Hasta la próxima!!

C&C

Nuestros últimos consejillos son para haceros reír un poco, no pretendemos herir ninguna sensibilidad ni mucho menos que los sigáis.

Anuncios

2 comentarios sobre “Cómo sobrevivir a la última semana del mes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s